CUSTO NEW YORK SS14

 

 

CUSTO-NEW YORK-SS 14

 

Ayer a las 9:00pm hora española, tuvo lugar el desfile de la marca CUSTO en la Mercedes-Benz Fashion Week de New York. Esta marca española, innovadora en sus diseños, ha encajado perfectamente con su estilo urbano en la ciudad de Nueva York, dónde desfila desde el año 1997, cuando se estableció allí.

Lo que vimos anoche, además de encantarnos, fue una ropa ligera con tejidos vaporosos y muy frescos, dónde imperaban los estampados geométricos, con piezas en las que también se incluían los estampados étnicos y unos colores que van desde los rojos, pasando por los rosas, verdes turquesa, morados y blancos, en combinaciones armónicas y atrevidas también. Tanto para ellas como para ellos.

En las propuestas para ellas, destacan las camisetas, vestidos y shorts, con su toque de patchwork tan característico, tanto en prendas básicas como superpuestas.

Para ellos, las bermudas casual, combinadas con camisas y camisetas en sus características telas de esta temporada, estampados y geometrías que comparten con los diseños de ellas.

El resultado, una propuesta cosmopolita, urban y muy casual, al más refinado estilo CUSTO.

¡Nos encantó!

 

Ágata Piernas

http://shop.custobarcelona.com/promo/catwalk/es

DESDE LOS INICIOS, HASTA EL PRESENTE

Y nuestra historia tiene sus protagonistas. Nos referimos a personas humanas, de carne y hueso que hasta llegar a este momento han luchado lo suyo. No diremos nombres, pues no queremos hacer más conocidos a los protagonistas, ni por ello, recluir en el anonimato a los que han permanecido hasta ahora en la sombra con su hacer callado y que deberían tener el mismo renombre que los que son visibles.

Los que adoran el Templo y la música. Los que han concebido la idea y los que la han llevado a cabo. Los que han conjugado belleza monumental y joya artística con acústica extraordinaria y poderío instrumental. Los que vamos a gozar y deleitarnos con el evento único e histórico. Los que han aportado cantidades económicas para que se pueda llevar a cabo. Las instituciones y los particulares. Los que han tenido que negociar con los grandes organistas para que vengan a tocar, para goce de propios y extraños. Los maestros, los pupilos, los legos. Los que han transportado la obra de arte, los que la han montado para que su primera nota fuera perfecta y conmovedora. Los que estamos pendientes para que este hecho no pase desapercibido. Los que nos leen y los que se permiten publicarnos. Los periodistas. Los que confieren internacionalidad y prestigio único y exclusivo al evento.

Cada uno que se ubique. Yo creo que el que más y el que menos puede sentirse incluido en el conjunto del proyecto. Lo importante es que estemos todos. Todos los que amamos la música, que nos llena, que nos hace sentir, que nos transporta hacia otros mundos no por ello irreales pero si intangibles. Los que amamos la calidad y el trabajo bien hecho. Los que sabemos que tenemos unos recursos únicos y debemos utilizarlos para, compartiéndolos, contribuir a la gloria de lo nuestro, de lo que nos caracteriza desde siempre y lo hará para siempre, que es parte de nuestras raíces, nuestra cultura y nuestra historia. De nuestras vidas enteras y las de nuestros ancestros y descendientes. Nuestro patrimonio arquitectónico y artístico. El de todos los leoneses.

Los que han tenido el privilegio de actuar en nombre y beneficio de todos los demás, deben sentirse íntimamente orgullosos sólo con sus logros que están patentes y se han plasmado en un gran Festival. Pero creo que más orgullosos se sentirán en su fuero interno, cuando puedan, estando presentes, comprobar por sí mismos que todo lo que se ha llevado a cabo con lucha, tesón y buen hacer, pueden ahora compartirlo con el resto del universo. Por eso este Festival tiene la nota de internacionalidad. No sólo por el carácter de los maestros intervinientes, sino por la cualidad y capacidad de compartir, en etéreo y musical mensaje, sus notas con el resto de la humanidad, que sin duda se hará eco.

El prestigio, la belleza, el arte  y la sublimación de cada concierto, depende ya de cada uno. De sus capacidades y sensibilidad. De sus conocimientos y de sus gustos e instintos.  Así que, vamos a afinar nosotros también nuestros sentidos, para que el goce sea un regalo. Para nosotros y para los que han participado en la edificación de esta alegoría musical. Nos lo merecemos. Se lo merecen.

 

Ágata Piernas.

TETÉ BY ODETTE

 

TETTÉ BY ODETTE

Escrito por conlatogapuesta 07-09-2013 en General.Comentarios (0)

TETTÉ BY ODETTE

 

Recientemente he descubierto un trabajo de diseño que no me ha pasado desapercibido. La diseñadora española autora de las creaciones que se caracterizan por introducir un nuevo estilo hippie chic, hace que cada una de sus prendas sea un modelo único, exclusivo, con fuerza expresiva y muy muy personal.

Odette Álvarez, que así se llama, empezó creando prendas para ella misma y su círculo de amistades y conocidas, elaborándolas artesanalmente con materiales que ella misma adquiría en sus viajes. Sobre todo en países como Marruecos, Turquía o India y que tienen el denominador común de ser tejidos de colores intensos y materiales casi nobles como el terciopelo, piel, cuero o ante que confieren a sus colecciones un estilo étnico muy característico, que combina  también con prendas de elegancia sencilla de su creación.

El resultado lo podéis ver en su nueva colección, Amore, que ha sido presentada en Ibiza este mes de Agosto, en un entorno que se nos antoja inmejorable y que seguramente la proyectará hacia ilusionantes y altísimos destinos. No lo dudamos.

La marca que rubrica todas sus creaciones TETTÉ BY ODETTE, se presenta en vísperas de cada temporada, lo que hace que sus elementos sean aún más exclusivos.

Os dejamos una muestra de su trabajo, del que también destaca su línea de complementos, que no sólo podéis encontrar físicamente en las tiendas sino on-line.

¿Quién no querría tener una joya en el armario?

Mucha suerte!

Ágata Piernas

 

 

 

http://www.leonoticias.com/frontend/leonoticias/Moda-vs2

 

 

 

 

DE AHORA, PARA SIEMPRE

 

Si nuestro insigne protagonista pudiese levantar la cabeza de su sede actual en el Museo Catedralicio dónde yace  en estado taxidérmico, probablemente se echaría a temblar. Y no precisamente de emoción,… o tal vez sí.

Nuestro topo, estaría temblando de miedo porque con la cercanía en el tiempo de la inauguración oficial del nuevo órgano de la Catedral de León, que va a tener lugar el día 21 de Septiembre de 2013, en el XXX Festival Internacional, se producirá un hecho que probablemente le haría mudarse de morada. Y este hecho no es otro que el no estar a gusto ni en la propia casa, pues seguramente ese día y  quizás antes, temblarán los cimientos de la  Iglesia-Catedral y con ello los cimientos de sus salas y galerías, lo que le haría posiblemente pensar en un fenómeno natural, tipo movimiento sísmico, que es lo único que sus genes reconocerían, pues incapaz de ver y oír. Lo que se asustaría y lo que se va a perder.

No se imaginaría nuestro inquilino no deseado que se ha sustituído el antigüo órgano, con varias décadas de vida, por uno de mayor envergadura, potencia y al día de cuantas novedades tecnológicas están en el mercado, para hacerle en palabras de algunos el mayor órgano de Europa en su categoría, definiéndolo algún otro entendido como el mejor, en lugar del mayor. En cualquier caso, destaca y a muy alto nivel.

Y no sólo temblarán los cimientos que harían incómoda la estancia al morador animal de nuestro Templo, sino que probablemente toda su estructura, vidrieras incluídas, temblarían también. Por las características del instrumento, fabricado en la mejor organería de Europa en Bonn, a manos y bajo la dirección del maestro Klauss, y por las propias características de acústica de la Catedral de León, de estilo gótico temprano o puro, que le confiere la circunstancia de tener una caja de resonancia, monumental pero no desproporcionada y flamígera o que permita elevar la plegaria hacia el cielo, donde se supone que están los destinatarios de sus notas. Que tampoco, porque vuelven como el eco, envolviendo el ambiente y deleitando a los presentes en tan magno evento.

Los asistentes mortales, únicamente temblaríamos de emoción, pues aunque se produzca reverberación de las notas, el sonido será tan intenso que nos embargará por completo, desplazándonos en el tiempo y probablemente en el espacio, en una vivencia musical única. No sólo por su calidad acústica, sino por el momento histórico que, tenemos que ser conscientes, vamos a vivir si conseguimos estar presentes en el evento. ¡Ya quisiera el topo!

Muchos han luchado por su consecución y todos merecen un digno reconocimiento, pero no será en este capítulo, sino en otra entrega que también protagonizará nuestro aliado animal, al que a este paso y debido a la familiaridad que ya nos suscita, terminaremos por ponerle nombre.

 

 

Ágata Piernas

DESDE SIEMPRE, PARA SIEMPRE

 

Hubo una vez una leyenda, que nos contaron tal vez nuestras abuelas, que relataba como nuestra Catedral tenía un inquilino misterioso, habitante no deseado, o quizás el guardián de su espíritu y armonía, que día tras día, vigilaba la correcta realización de la obras para la construcción de tan bello templo.

Muchos querían aniquilarle, por horadar la tierra bajo la que se asentaban los cimientos de esta magnífica iglesia-catedral, creyendo que con ello asegurarían la estabilidad de sus cimientos, construídos sobre un asentamiento romano, como la Historia y la excavaciones han venido a demostrar.

Otros al contrario, lo veían como un compañero de fatigas que arrimaba el hombro a la ardua tarea de construir un templo cuya finalización llevaría más de un siglo.

Algunos más, se me ocurre pensar en los religiosos, tal vez lo vieran como una criatura divina que estaba presente por este o aquel motivo, ininteligible en principio para la razón humana.

El caso es que el mencionado espíritu, no era tal, sino una criatura de Dios llamada TOPO, que tenía su campo de movimientos en el subsuelo de nuestro templo insignia, y que en un determinado momento, fue cazado, sin saber bien con qué artimañas, para asegurar el futuro de nuestra joya, la Pulchra Leonina, llamada así por su puro estilo gótico, traído desde Francia por los monjes de la orden de Clunny,  precursores del arte gótico continental y que en su primera época, de ahí la pureza de su estilo, les llevara a promover la construcción de este magnífico crucero.

Y como el topo fue eliminado y, creo que sus restos permanecen incorruptos en el Museo Catedralicio, ha habido que buscar algo para seguir manteniendo la atención sobre nuestro Duomo, si se me permite la expresión que la dota de internacionalidad.

Y no sólo sobre su aspecto exterior, que  una vez controlado el mal de la piedra, parece que nos va a seguir acompañando durante generaciones; tampoco porque sea el templo con una mayor superficie de cristal que de piedra en el espacio que ocupa, debido a las grandiosas vidrieras, que si bien, son más tardías, no dejan de ser otro elemento característico de su estructura y adorno, y que vistas al trasluz resultan espectaculares, sino además y sobre todo, por aportar al sentido del oído un goce que es digno de los más exquisitos tímpanos, y que debido a la novedad mundial que este año tendremos el honor de degustar e inaugurar, nos va a seguir manteniendo en el candelero, durante otros muchos años, pero esta vez con la proyección nacional e internacional que la globalización y las nuevas tecnologías, conseguirán transmitir a quién quiera saber sobre su existencia y desarrollo.

El tema para las siguientes relatos,  de los cuales éste es una mera introducción, será: El nuevo órgano de la Catedral de León y su XXX Festival Internacional a celebrar en León a partir del 21 de Septiembre de 2013, día en que tendrá lugar el concierto inaugural que consistirá en la reproducción en este entorno privilegiado, de una obra española del siglo XVI, de cuya acústica esperamos todos poder deleitarnos.

 

Ágata Piernas

 

En Madrid a 18 de Agosto de 2013

UNA HISTORIA DE PELÍCULA

 

Fue aquel verano, en verano fue aquella maravillosa historia que llenará de ilusión y orgullo a los niños, a todos los niños.

Y fue en una ciudad medieval, de hace por lo menos, mil años, de esas de las que aún hoy conservan sus murallas de piedra, altísimas, con torreones y almenas.

Y fue, en esas ciudades, dónde las calles son de piedras, de esas que las pisas y hacen daño al andar.

Y esas ciudades, con, todavía hoy, calles estrechas y sinuosas, en las que las casas están tan cerca, que puedes saber lo que hablan los vecinos a la hora de la cena y además, puedes oler lo que comerán, porque el olor de cada guiso se cuela por las ventanas.

Esas ciudades, que fueron diseñadas con amplias plazas, también de piedra, en las que se construían las mejores casas de la ciudad. Y esas casas, eran las de los principales señores del feudo.

Y allá, en lo más alto, dónde todos pudieran verlo y a salvo de enemigos, estaba el castillo, que era el centro de la vida social de la villa.

Como os digo, era en verano. También día de mercado y en la plaza de la villa, había puestos de verduras que los agricultores traían de sus huertos y tierras, dulces que los maestros panaderos elaboraban en sus maseras, junto con los panes que sólo se hacían una vez para todo el mes.

Había también carnes y embutidos típicos, hechos en cada casa, con las recetas de la antigüedad, hechos a mano.

Os pregutaréis si también había pescado. Pues no, no había pescado, más que la salazón de cada miércoles, que se arreglaba en invierno y servía de omega-3 para todo el año, pues en la ciudad en la que estamos, no había mar, simplemente un pequeño río, que daba truchas, al pescador que las supiese atrapar, con buenas artes.

Y además, en ese mercado estaban también, los enanos, los saltimbanquis, los bufones reales y los artistas: actores y actrices, que convenientemente vestidos contaban historias, a niños y mayores, de príncipes encantados y princesas durmientes mientras los niños de la villa correteaban sin cesar, gritando encantados por todo el mercado.

Y no faltaba de nada en aquel mercado, pues también había cuentacuentos.

Aquellos personajes que inventaban historias bonitas y atrayentes para niños y no tan niños, que dibujaban sonrisas y, a veces, carcajadas, en los visitantes del mercado, eso sí, si la chispa o ingenio del personaje cuentacuentos  conseguían provocarlo.

Y además, sabéis quien estaban, …pues además estaban los  cetreros, los pajes y cuidadores de las aves particulares del señor; las aves que el señor llevaba a sus cacerías, orgulloso de portarla en su puño, mientras cabalgaba a lomos de sus maravillosos caballos de raza andaluza.

Y sonaron los tambores y también sonaron los clarines que anunciaban la llegada de los cetreros, quienes a lomos de sus caballos de carga, alzaban en sus puños a los orgullosos halcones del señor, que llevaban la cabeza cubierta por sus caperuzas de cuero y a pesar de todo se sabían el centro de atención, y píaban sonoramente de camino al castillo del señor, sorprendiendo y dejando boquiabiertos a niños y mayores.

Todo el mundo en la plaza de la villa, se apartaba para dejar paso y observar de cerca las portentosas aves, ágiles después de todo el invierno entrenando, listas y prestas a cualquier ruido que les indicase que las palomas y las perdices empezaban a batir sus alas para levantar el vuelo, vuelo que los halcones no dejarían culminar, pues eran su presa natural, aunque cazando para el amo, no les correspondiese más que una pequeña piltrafilla de la captura.

Y los mejores cetreros del reino, después de su entrada triunfal en el recinto amurallado que rodeaba la ciudad, se dirigieron al castillo del gran señor, atravesando la concurrida plaza, con sus halcones encaperuzados en el puño, asidos por las pihuelas por sus portadores, dirigiéndose al centro mismo del castillo por la puerta grande, como los vencedores de una batalla.

Y una vez dentro, y desmontados de sus caballos, los sirvientes del señor, que les esperaban como a héroes, les acompañarían hacía las dependencias dónde se encontraba su gran admirador, y también compañero, y al que mostrarían los resultados del invernal entrenamiento.

Y entraron y vencieron, porque convencieron. No sólo con su presencia, cuidadosamente preparada, sino también con las exhibiciones acrobáticas de vuelo, en las que daban caza y mostraban como se mata una paloma en pleno vuelo, de un impacto en picado.

Fue apoteósico, y la plebe, que se había concentrado en los alrededores para ver la exhibición, se mostró enardecida por los envites de las aves que conocían el noble oficio y lo practicaban a la perfección.

Y el gran señor que lo vio desde su minarete, les hizo pasar.

-Pasad, pasad, por favor nobles maestros, quiero conoceros en persona y que me contéis de primera mano, vuestros progresos, pues tal era el aprecio que en aquella época se tenía al noble arte, aprecio que perdura en la actualidad.

Sorprendidos por la grandiosidad del edificio que les acogía, pasaron, acompañados por los criados, por las estancias de la entrada, dónde dejaron sus fardos que fueron dispuestos convenientemente por los criados, y se adentraron en el salón principal, sin abandonar en ningún momento los halcones que portaban en sus puños, a modo de identificación y salvoconducto.

Traspasaban estancias y estancias hasta que llegaron al salón principal, dónde el noble señor recibía cada jueves a sus cortesanos y cada sábado impartía justicia a sus súbditos.

Allí los cetreros, pudieron ver de cerca al  señor. Sentado sobre un imponente sillón, de nobles maderas y cueros labrados, les indicaba con la mano que se acercaran, lo que presto hicieron.

Y les observó en su juventud, y les preguntó sobre todo lo que despertaba su curiosidad y sus dudas.

Quería saber si los halcones de la exhibición habían ya mudado la pluma, sus técnicas de entrenamiento mejoradas y las novedades de la exhibición que había tenido lugar, respecto a las que se practicarían en otros lugares o años anteriores, preguntas  a las que los cetreros respondieron gustosa y abundantemente, tal era el apasionamiento que sentían por el tema, y la admiración que también sentían por su señor, intentando complacer e ilustrarle en todo momento.

Le convencieron y le dejaron satisfecho en todos sus planteamientos y cuestiones, a su señor, al gran señor.

En agradecimiento, les convidó a compartir su mesa, no ya en las cocinas con el resto de los sirvientes, sino en la mesa dónde se celebraban victorias, nuevos tratados o la anexión de nuevos territorios. Y aceptaron, no tanto por agradecimiento, sino por respeto, a quien tanto respeto demostraba por su actividad y su oficio.

Abundaban las viandas recién salidas del horno, procedentes de la cacería-exhibición de la tarde, junto con otras exquisiteces que los maestros cocineros se habían esmerado en preparar, para agradar…

Departieron y departieron, comieron y bebieron, y sobre todo, rieron y disfrutaron. Tan buena fue la velada y tanta complicidad hubo entre ellos, que les convidó, también, a pasar la noche en su noble y amplia residencia.

En cuanto lo propuso, se miraron unos a otros y con una sonrisa franca, empezaron a mostrar gestos de asentimiento, aceptando abiertamente, a través de su portavoz, quien se dirigió, con una humilde reverencia, al señor, para comunicárselo.

Para los cetreros fue el mejor regalo de agradecimiento.

Las damas se retiraron primero, a los aposentos femeninos.

Los señores, que se quedaron en la sala aneja al comedor, bebiendo nuevos caldos, seguían departiendo y tardarían en retirarse, ya casi agotados.

Las damas, a medida que avanzaban por los anchos pasillos, notaban crecer el embrujo del entorno. Los cortinajes que en verano servían de puertas, se mecían suavemente con la ligera brisa de la noche. Despacio, fueron  aposentándose en sus estancias, donde encontraron acomodo, poco a poco. Algunas se vistieron sus etéreas galas de noche, con las que parecían auténticas hadas encantadoras.

Los señores, bebían y fumaban al son de una cálida conversación. Conversación que el tiempo, el trato y el vino dulce consiguió igualar, departiendo al mismo nivel nobles y villanos, cual si de un mismo origen procediesen.

Empezó a sonar una música, así de fondo. Ellos que en un primer momento apenas la oyeron, empezaron poco a poco a prestar atención.

Para las damas, menos embriagadas por conversaciones, vinos y licores, fue como una llamada que debían seguir hasta encontrar su origen. Les pareció la música más bella del mundo y aquello les cautivó.

¿Sería magia?

Algunas se adelantaron guiadas por la curiosidad, no se sabe muy bien hacia adonde.

El fin de esta historia queda a la imaginación de cada uno. El caso es que de aquella historia de mercados y aves, surgió para muchos, la película más bella del mundo. Cada uno que elija la suya.

 

Besossss. Buenas nochessss. Hasta mañana.

 

 

Ágata Piernas

COMPRENSIÓN

Son las 9 de la noche del día 9 de Agosto y estoy delante del ordenador, escribiendo este relato. Parece baladí, pero para que se produzcan estas, en apariencia, simples, circunstancias, se han tenido que alinear los planetas.

La que suscribe ha tenido que vivir lo suyo, sufrir lo suyo, madurar, lo justo y pensar, también un poquito.

La pregunta es: ¿de todos los acontecimiento de su vida, …dulces o amargos, leves o duraderos, solitarios o compartidos…,ha sopesado, para que formen parte de su experiencia vital, todos los porqués de cada situación?

So pena de volverse loca, no, no lo ha hecho.

Ha vivido y ha sobrevivido a cada situación, circunstancia o momento, unas veces comprendiendo y otras no.

Y eso es lo que hace a la vida maravillosa y lo que hace a cada individuo merecedor de su propia superviviencia, de ser un ejemplar incluído en la selección natural de la especie humana, y dejar huella.

¿La ausencia de comprensión de cada momento vital? No, la valentía de vivir la vida sin tener que comprender todo lo que sucede en tu entorno. La osadía de tirarse a la piscina, aún teniendo las nociones básicas de natación, para salir airoso del trance y no fallecer en el intento.

Porque las cosas pasan y no se sabe bien, en muchos casos, por qué pasan. Y eso nos hace refugiarnos en nuestro feudo, en nuestro refugio o en nuestro interior.  Craso error!

En este mundo de fieras que es la sociedad actual, desde niño se cuenta con las herramientas necesarias para moverse con más o menos soltura en el medio, el infantil en su caso.

A medida que avanzamos en la vida, todo se va volviendo más complejo y se interactúa con otros grupos no tan homogéneos y más surtidos de variedades, unas veces afines y otras no.

Sólo los pensamientos erróneos que generan prejuicios, complejos o timideces, nos pueden impedir fluir con naturalidad y afrontar los retos, pequeños o grandes, con plenitud de capacidades. El entorno también juega su papel, pero la propia seguridad en uno mismo, debería hacer su tarea.

Por eso, aunque los momentos de reflexión, sean necesarios y positivos, el intentar llegar a la esencia de las cosas,…, de todas las cosas, hace que nuestra existencia se bloquee, parcial o totalmente y no vivamos también los buenos momentos que a veces están en las pequeñas cosas.

Por eso el verano, nos restituye…quizás tengamos las neuronas también de vacaciones y con dormir y comer, solazando, tengamos más que suficiente.

Si Freud levantara la cabeza…seguro, seguro que la que firma estaría ya proscrita.

 

 

                                               En Madrid a 15 de Agosto de 2012 Continuar leyendo «COMPRENSIÓN»